Blog

Dubos Dj

dubos

• Empecé a sentir mi vocación DJ cuando…
realmente mi vocación está más centrada en el sonido y la composición musical, soy una apasionada de la música, lo que más disfruto es en poder compartirla y qué mejor manera que mezclándola.

• Mi primera sesión profesional fue…
en el Único (Bilbao), una experiencia maravillosa junto a mis compañeros
“The Lucky Dogs Djs”.

• La canción que más veces me han pedido es…
normalmente la que esté de moda aunque siempre hay alguna “nostálgica” que pide Alaska.

• El temazo que nunca falla es…
…’Lady Nai’ último trabajo que he realizado y que está especialmente dedicado a mi chica.

• El truño que no pincharía por nada del mundo es…
Alaska, jajajaja.

• Trabajar de noche me parece…
duro, sinceramente me gustaría que hubiera más actividades diurnas, la experiencia es totalmente distinta tanto para el DJ como para el público.

• Si me preguntaran si siendo DJ se liga más diría que…
sí.

• La sesión que nunca olvidaré la disfruté en…
Gehitu, era la primera vez que actuaba delante de tanto público y fue increíble las sensaciones que pude experimentar, un subidón con sabor a felicidad.

• Mi Dj favorito es…
Bob Sinclar como DJ y como productor.

• Mi discoteca / club favorita es…
no tengo.

• En Bilbao, bailamos…
sin parar, es algo que siempre me ha gustado de Bilbao.

• Gracias a mi trabajo he podido conocer a…
otros profesionales pero con lo que me quedo sin duda es con la gente que sabe disfrutar de la música y siempre te regala una sonrisa.

• Que los hijos de famosos se hayan metido a DJs me parece…
intrusión laboral.

• Por ser DJ mis amigos me piden que…
mis amigos no me piden, l@s que piden son otr@s, jajajajaja.

• Una anécdota que recuerdo tras los platos…
jajajaja, una vez se me enredó el pelo en el casco, jajajajaja.

• Una noche de trabajo para olvidar …
para olvidar ninguna, para recordar alguna que otra, jajajajaja.

• Mi sueño profesional…
seguir produciendo música, seguir aprendiendo, disfrutando y compartiendo.

• De la noche bilbaína destacaría…
el buen ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *