Blog

Bizkaia enamora – Los otros planes

Si has aterrizado en Bilbao por la innegable atracción del Guggenheim o por su extraordinaria oferta gastronómica, no vamos a ser nosotros los que te digamos que no disfrutes de estas maravillas.

Asómbrate con la belleza del museo tanto por fuera como con las colecciones que en él se exponen; pasea por sus alrededores por el fabuloso paseo que bordea la ría; piérdete por las calles históricas del Casco Viejo mientras degustas alguno de los riquísimos pinchos de sus numerosos bares o te tomas un refrescante txakolí mientras haces un alto en el camino (cuidado, que se suben rápido a la cabeza y no vas a saber si tienes el plano de la ciudad del derecho o del revés)… pero después no te limites a lo obvio, ya que Bizkaia ofrece un sin fin de propuestas para todos los gustos que, seas turista o foráneo, seguro que te sorprenden.

MUSEOS
Que sí que ya te hemos dicho que el Guggenheim de Ghery es visita obligada, pero Bizkaia nos ofrece una larga lista de museos de muchos tipos, como el Museo de Bellas Artes (Plaza del Museo, 2) y museo de referencia hasta que apareció el gigante de tatanio,  con obras que van desde el Siglo XII hasta nuestros días con artistas como El Greco, Murillo pasando por Ribera, Zuloaga, Chillida, Saura… SI quieres empaparte más de la historia y costumbres de la ciudad donde te encuentras tampoco puedes perderte el Museo Vasco y el Museo Arqueológico, Etnográfico e Históricos Vasco (Plaza Miguel de Unamuno, 4), con salas dedicadas a la prehistoria, mar y pesca, cultura pastoril, oficios o artesanías tradicionales. Y la mejor manera de mirar al mar sin salir de la ciudad es el Museo Marítimo Ría de Bilbao (Muelle Ramón de la Sota, 1), ubicado en plena ría, sus exposiciones se presentan en dos espacios, un edifico bajo la rotonda Euskalduna y una zona exterior donde nos podemos encontrar con embarcaciones, alguna de ellas visitables.
Saliendo un poco de lo que es la ciudad también podemos visitar varios museos bastante curiosos, como el Museo de Coches Antiguos y Clásicos (Bº Concejuelo, Galdames), con modelos exclusivos de marcas como Lamborghini, Mercedes, Cadillac o Ferrari, la Fundación Museo de la Paz de Gernika (Frente al Ayuntamiento, Gernika), el Museo del Pescador (Torre de Ercilla, Bermeo) o el Museo de Boinas de Balmaseda, Boinas la Encartada (Bº. El Peñuco, 11, Balmaseda).
CURIOSIDAD: en pleno Bilbao también podrás encontrar el “Museíto de la farmacia” (Colón de Larreategui 41), con apenas dos escaparates donde se amontonan artilugios variopintos y compuestos químicos de toda índole.

CUEVAS
En Bizkaia no todo lo digno d ver está en la superficie, ya que en el territorio se encuentras varias cuevas de gran interés histórico con grabados prehistóricos. Para conservar su estado algunas tienen bastante restringido el acceso según la temporada, por lo que es conveniente consultar a la Diputación Foral de Bizkaia (o en las oficinas de Información Turística) si es posible visitarlas. Unas de las que más fácil acceso tienen son las Cuevas de Pozalagua (Karrantza), totalmente acondicionada para el visitante mediante una pasarela metálica, con un recorrido laberíntico, flanqueado por estalactitas y columnas estalagmítitas. En ella se puede admirar una de las mayores concentraciones de estalactitas excéntricas del mundo. En Galdames se encuentra la Cueva de Arenaza, donde destacan las pinturas rupestres datadas del 14.000 a.C. aproximadamente. En la actualidad se ha restringido su acceso para protegerla y si queremos visitarla es necesario un permiso de la Diputación Foral de Bizkaia. Otro gran tesoro son las Cuevas de Santimamiñe (Kortezubi), que posee pinturas de gran valor donde se pueden apreciar bisontes, flechas, caballos, osos y ciervos, así como de formas geométricas indescifrables con más de 13.000 años. En la actualidad en la visita a la cueva sólo se entra al vestíbulo y se completa la visita en la sala de proyecciones de la oficina de información donde se muestra un recorrido virtual en 3D a la totalidad de la cueva y el santuario paleolítico.

PLAYAS
Siempre que las nubes típicas de la zona nos den tregua, la costa de Bizkaia es un lugar ideal para disfrutar de nuestras vacaciones sin tener que pegarnos por un hueco donde poner la sombrilla. El agua está un poco más fresquita, pero un baño en las aguas del Cantábrico hará que recobres fuerzas para seguir disfrutando de tus vacaciones. Aunque son muchas, en esta ocasión te vamos a enumerar a las que puedes llegar en metro, al alcance de todos. Las de Atxabiribil  y Arrietara son las gemelitas de nuestro litoral. Puedes llegar a ellas en coche (el parking cuesta cinco euros el día), en metro o en Bizkaibus. No hay delimitación entre ambas, y si la marea lo permite, podrás pasar de una a otra a pie, sin problemas.  Atxabiribil es la más familiar (muchísimos niños la superpueblan) y Arrietara es la favorita de jóvenes y surfistas.
La tercera en discordia es la más ‘gay-friendly’: Conocida popularmente como ‘La Salvaje’, Barinatxe se ubica en Larrabasterra. Rodeada de acantilados y zonas verdes, cuenta con una amplia zona de nudismo (a la izquierda, si la miras desde la toalla. En la zona de Getxo encontramos Ereaga, ubicada entre el puerto viejo de Algorta y el espigón de Arriluze y la de Las Arenas (muy cerquita del Puente Bizkaia). Por otra parte también están la playa de Gorliz, con áreas verdes con mesas, bancos y posibilidad de barbacoas, y a pocos metros la playa de Plentzia, una de las más frecuentadas de toda nuestra costa. (Eso sí, te avisamos que más o menos, para llegar a todas tendrás que dar un paseito a pie).

TEATROS
En Bizkaia contamos con preciosas obras arquitectónicas de las artes escénicas, bellas por fuera y con una amplia programación en su interior. Por supuesto el primero que debemos mencionar es el teatro Arriaga, elegante edificio inspirado en la Ópera de París aque alberga rtistas y espectáculos de primera fila durante todo el año. Siguiendo la ria desde el éste llegamos al Euskalduna, un complejo multifuncional concebido para dar la sensación de un buque en permanente construcción, en homenaje al astillero que le precedió; en él tiene lugar la prestigiosa Temporada de Ópera de la ABAO y también da cobijo permanente a la Bilbao Orkestra Sinfonikoa. El Teatro Campos, en la zona del Ensanche es un auténtico monumento, con un impresionante arco en la fachada principal y considerado el máximo exponente de la arquitectura Art Noveau en Euskadi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *