Blog

Bizkaia Enamora – Bosque Pintado de Oma

En Bizkaia tenemos tanto arte (literal y figurado) que se nos sale de los museos, y mira que tenemos museos buenos (y no solo el Guggenheim, aunque sea nuestra seña de identidad, el de Bellas Artes, por ejemplo, también cuenta con grandes obras de importantes artistas… pero eso es otro tema). Te estamos hablando de arte al aire libre, y en concreo del “Bosque Pintado de Oma” (Oma es el barrio en el que está situado), también conocido como “Bosque Encantado”.

El Bosque
El Bosque Pintado es obra del pintor escultor Agustín Ibarrola, y se caracteriza porque el artista realizó pinturas sobre troncos de árboles -principalmente pinos- dibujando figuras humanas, animales y figuras geométricas. Algunas de estas imágenes solo se hacen visibles desde posiciones determinadas, desde donde las imágenes de los distintos troncos forman una imagen conjunta (para ello el lugar está señalizado con flechas en el suelo que indican hacia donde hay que mirar y que composición se ve), conformando un total de 47 piezas.
Se trata de un lugar mágico donde los árboles parecen cobrar vida hasta el punto de sentirnos observados por sus coloridas pinturas.
Los trazos y dibujos junto con el punto de vista y la profundidad, hacen surgir de la nada composiciones misteriosas que conectan con las representaciones paleolíticas de la cercana cueva de Santimamiñe.

El Artista
Agustín Ibarrola es un artista es un artista bizkaíno autodidacta que e inició en el cubismo y el constructivismo junto al famoso escultor Jorge Oteiza. Ibarrola es partidario de que el arte público ha de ser muralista y de grandes dimensiones, posibilitando a visitante sumergirse o mimetizarse con las obras. Así mismo considera que las piezas de arte deben ser compuestas por materiales robustos y duraderos.
El pintor concibió el bosque animado o bosque de Oma como una muestra de la relación entre la naturaleza y la presencia humana.

Cómo Llegar
Para llegar al Bosque Pintado se pueden tomar las mismas indicaciones que para la Cueva de Santimamiñe, ya que ambas coinciden en el punto de inicio del recorrido.
Si tomamos como referencia Gernika, acercándonos desde el interior se toma la circunvalación para no entrar en el pueblo, dirección a las playas de Laga/Laida o Lekeitio (BI-2238).
A unos 5 minutos después de Gernika giraremos a mano derecha hacia las Cuevas de Santimamiñe (BI-4244). El acceso está bien señalizado, y al cabo de otros 5 minutos llegaremos al barrio de Basondo, donde aparcaremos y seguiremos a pie (hay un paseito desde el parking, pero no tiene dificultad).

La visita al Bosque Pintado es gratuita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *